El Camino del Papa en el Congreso de USA.

El Papa visita Estados Unidos, una nación que cuyo poderío económico y técnico nos hace sentir a través de los medios que quien la visita, visita el mundo.

Francisco con su característica humildad tiene el privilegio enorme de dar un discurso en el Congreso de ese país y no se siente intimidado, le respalda la verdad, así que cuando casi a gritos le presentan en un estrecho pasillo como “El Papa de la Santa Sede”  comienza el camino con un paso cortito y tímido que no se detiene, que pasa frente a las caras de Biden y Kerry que le miran con entusiasmo pues son católicos, camino en el que repara en casi cada una de las personas de la primera planta del recinto mientras le presentan formalmente al llegar al podio, que no se detiene ni con los gestos inexpresivos de quienes posiblemente se preguntan de manera arrogante; !qué hace este aquí!.

Pero el camino de Francisco hoy no se acabó al pararse frente al micrófono, más bien tomó impulso inteligentemente llamando la atención de los presentes con dos frases conocidas que les alimentan el orgullo  patriótico y que casi a la fuerza les obliga a sonreír  y dar la bienvenida. Francisco saludó su porción del planeta reconociendo que estaba en  “la tierra de los libres y en la patria de los valientes». Más tarde tendrá que justificar esa aseveración.

En adelante el camino del Papa (un hijo de inmigrantes, un latinoamericano, un religioso, un católico, un defensor de la vida y de la familia tradicional, contrario a la pena de muerte, crítico de la explotación de los recursos naturales frente al capitalismo inhumano y adulto mayor) tendría que pasar por zonas muy peligrosas, llenas de obstáculos y acantilados ideológicos o basados en la costumbre gringa de hacer las cosas a su manera y ya.

El Pontífice que no es novato en la ruta de la política decidió con astucia tomar un atajo que le ayudara a llegar a todos sus temas de la manera más rápida y discursivamente correcta, así que se metió por la vía del diálogo “a partir de la memoria de su pueblo”, no sin antes mostrar su total dominio del espacio cuando señaló la imagen de Moisés en el muro del Congreso haciendo un paralelismo del liderazgo político y la responsabilidad defender y preservar la dignidad en la búsqueda del bien común, recordándoles así, que se encuentran en una nación de fundamentos espirituales, aunque se lo dice a quienes leen a diario la leyenda “In God we trust”.

Francisco ya estaba encaminado. Se hizo acompañar por Abraham Lincoln, Martin Luther King, Dorothy Day y Thomas Merton, ellos le ayudaron a enaltecer la posibilidad de grandeza que hay en cada norteamericano y resumió sus ejemplos con destreza en cada una de sus metas dentro del emotivo mensaje.  Mensaje cuidadoso, pero valiente y directo que no deja espacios para hipócritas interpretaciones o mal entendidos.

Si no conociéramos bien su profundo respeto por la autonomía de la política de los pueblos, creería (esto lo digo a título personal) que hasta sugirió por quién NO votar.

Bien, como este discurso fue tan rico y profundo vamos poco a poco en este blog a tratar de ir desgranándolo con el fin de entenderlo al máximo.  También falta el discurso que dará en la ONU y seguramente tendremos muchísimo por valorar.

Cuéntanos qué primeras impresiones te da este discurso del Papa en el Congreso Norteamericano.

Recuerda que este mes en Cristo para todos estamos hablando de inmigración desde una visión cristiana, tema fundamental en esta visita de nuestro líder.

 

Inmigrante? no eres el único.

IMG_0057

¿SABIAS QUÉ?

Sabías qué para inicios de esta década alrededor de 200 millones de personas eran inmigrantes en diferentes países de todo el mundo.

La Iglesia Católica en Estados Unidos cuenta con 68.2 millones de fieles y ha crecido precisamente con el aumento de los inmigrantes hispanos en las últimas décadas.  Hoy mismo, Estados Unidos es el tercer país en el mundo con mayor número de católicos, solamente detrás de Brasil y de México.

Una de las bases más sólidas de nuestra fe es sabernos creados a imagen y semejanza de Dios, situación que nos convierte a todos en una familia, partiendo desde el hecho de que todos, sin excepción, somos hijos suyos.  Entonces para el cristiano es inaceptable poner fronteras para amar y contribuir a la paz.  Contradice toda su fe una posición que se aleje del abrazo al necesitado, al hambriento o de aquel que requiera abrigo.

La emigración es hoy “uno de los signos de nuestro tiempo”—lo proponía así Benedicto XVI en su ‘Mensaje para la Jornada mundial del Emigrante y del Refugiado’ en 2006.

Pero ese signo debe ser también un propósito de apoyo y una bandera del cristiano en función de aquellos que llegan, como lo hizo José y María a una tierra desconocida esperando y trayendo la salvación. Que sea entonces un signo del ser cristiano el reconocimiento de la dignidad humana de todos los hijos de Dios, sin importar de donde vengan.

Mira nuestro show aquí:

Inmigración, El bien que viene de los extraños.

Immigrantsonboat

“Manténgase el amor fraterno. No dejen de practicar la hospitalidad, pues saben que algunos dieron alojamiento a ángeles sin saberlo”

Este recordatorio que encontramos en la Carta a los Hebreos nos lleva a aquél momento del Génesis en el que Abrahám acoge a tres extranjeros que son mensajeros de los designios de Dios sin que él mismo lo imaginase.

Ya sea en el viejo testamento o al final de las escrituras, el amor fraternal manifestado en la recepción del extranjero en nuestra casa es tarea fundamental del buen ejercicio de la fe y la misericordia.

Y sabemos por muchas historias modernas que el bien muchas veces llega a través de los extraños.

Son muchísimas las historias de mudanzas, exilios y viajes en los que Santos y Profetas han participado como para ahora llamarnos Cristianos sin recordar sus enseñanzas.

La parábola que Jesús cuenta sobre el buen samaritano debe ser hoy un texto de recurrencia inmediata cuando hablamos o pensamos en las propuestas políticas y las posturas de algunos que aunque van a una Iglesia olvidan lo aprendido a través del tiempo.

¿Alguna vez cuando hablas de inmigración has pensado en estos momentos de la biblia? Cuéntanos.

Mira nuestro show aquí sobre Inmigración desde la visión cristiana: https://www.youtube.com/watch?v=gDrNFZs_HWw

 

ESPIC INGLIS YU AR IN AMERICA!!!… educación y el inmigrante.

Funny schoolgirl with a big pen

Hace pocas semanas nos quedamos estupefactos al ver un vídeo que se hizo viral al mostrar la dura intolerancia con la que una adulta mayor norteamericana trató a una mujer latina que hablaba en español en un comercio. La mujer no toleró no entender lo que la sencilla pero muy respetuosa mujer decía y le increpó exigiéndole que hablara en inglés pues estaba en América.

El show pasado de Cristo Para Todos trató el tema de la educación y el próximo programa tratará sobre la Inmigración, así que este episodio triste de confrontación pública nos da para analizar la situación fronteriza del inmigrante y el habitante local y de cómo la educación juega un papel sumamente esencial en la construcción de la paz.

Vamos aclarando algunos puntos.  Primero: Cuando hablamos de educación, en este caso, no nos referimos a las clases de inglés que la mujer latina debió llevar para poder comunicarse con sus familiares en Estados Unidos, o para que la señora pudiera enterarse de la conversación ajena, la educación de la que hablamos es aquella que sabe respetar el espacio de los otros, su cultura y sus costumbres, pero que sobretodo sabe defender sus derechos humanos, legales y morales con total respeto y decencia, en este apartado lamentablemente ambas mujeres nos quedaron debiendo al insultarse. Segundo: Si no nos equivocamos la mujer inmigrante del video era Salvadoreña, El Salvador está en Centro América, en el continente americano. Ambas mujeres son americanas.

Justo en estos días cuando en EEUU la política está polarizando y friccionando la opinión pública sobre la inmigración sin tomar en cuenta que el país está construido por  descendientes Ingleses, Irlandeses, Escoces, Italianos, Latinoamericanos, Asiáticos y Africanos en una mayoría devastadora sobre los nativos aborígenes que originalmente habitaban la región; nos toca a nosotros los cristianos sacudirnos de la MALA EDUCACIÓN BASADA EN LÍNEAS DIVISORIAS IMAGINARIAS TRAZADAS EN UN MAPA y comenzar a construir la civilización del amor que Dios nos encomendó, en cualquier terreno disponible.

La educación nacionalista ha sido y será criticada por los pensadores y creyentes más disciplinados, pues en la mayoría de los casos son conceptos utilizados como argumentos para guerras y egoísmos territoriales, sin embargo el patriotismo educado, ese que sabe enseñar sobre la cultura, la aceptación y la tolerancia, que acoge y es empática, que humaniza las sutiles diferencias… es la clase de información, enseñanza y sabiduría que viene apoyada de la fe, la esperanza y el amor de Dios, Padre de todos por igual.

Mira nuestro show sobre educación en escuelas católicas y espera el episodio que se estrena este sábado sobre Inmigración con una visión cristiana.

PD: Si no viste el vídeo viral de las dos mujeres, te recomendamos que no pierdas tu tiempo buscándolo, mejor usa tu tiempo en leer nuestras publicaciones anteriores o nuestros shows que son más edificantes.