CREMACIÓN. La correcta disposición de los restos mortales.

Durante mucho tiempo los católicos nos preguntábamos si la cremación estaba bien o no, pues en algunas culturas y países esta disposición de los restos mortales, al igual que en nuestra fe, tiene un significado importante y no quedaba muy claro si las modas de lanzar las cenizas desde aviones, mandar a hacer pinturas o tirarlas al mar era lo más correcto.

Así que para aclarar todas las dudas sobre este tema en 2016 el Vaticano publicó la instrucción titulada Ad resurgendum cum Christo, elaborado por la Congregación para la Doctrina de la Fe presidida por el Cardenal Gerhard Müller.

El documento aclara que la Iglesia Sequir leyendo…

ENTRENATE PARA VER LO BUENO… Estudio científico para no calentar bancas en la Iglesia.

Los bomberos son famosos por su heroísmo al correr hacia el lugar de donde todos quieren escapar. Esa valentía es un buen ejemplo sobre aquellos que continúan perseverando en la fe, yendo a la Iglesia y rezando cuando todos te gritan que corras, que huyas de allí. Por supuesto en este caso lo que arde es el mundo y muchos de los que te impulsan solo quieren compartir  el calor que sienten.

Entonces es normal que te sientas ambivalente sobre si quedarte en la Iglesia o simplemente tirarte al fuego, no para apagarlo, sino para avivarlo. Si sumas a eso, que has tenido momentos desagradables con otros feligreses o sacerdotes, incluso encontronazos fuertes en determinadas ocasiones, es posible que la tentación de largarte y dejar todo tirado sea más intensa.  En muchos casos estas emociones suelen ser muy agudas y comparables con otras emociones como la ira o la euforia. Sequir leyendo…

El rostro de Jesús en la Navidad 2016

Difícil es para el cristiano que ha salido de la burbuja comercial de esta época navideña no pensar en los cientos de miles de familias siendo asesinadas y perseguidas en Siria, en los niños asustados y hambrientos de África, en las mujeres que han sido engañadas y retenidas para la explotación sexual en todo el mundo y en los miles de hombres atrapados por la guerra.

Nuestra oración sincera no escapa a la tristeza que causa el enterarnos por los noticieros y redes sociales de la tragedia que viven tantas personas en el mundo en este momento, en el que deberíamos estar festejando el nacimiento de Nuestro Salvador. Sequir leyendo…