¿Eres de los tontos que calientan bancas en la Iglesia?

Benchwarmer es una expresión gringa muy utilizada en los deportes, que se refiere despectivamente a ese jugador que se la pasa en banca porque no es muy hábil.  En la sociedad moderna ser creyente es un desperdicio de tiempo y la fe un signo de ignorancia según el juicio de muchas personas, sobre todo de las que tienen ínfulas de superioridad.

Pero bueno, eso no es solo pura maldad y falta de misericordia. Lo cierto es que muchas personas lo perciben porque alguna gente está en las iglesias solamente calentando los asientos, sin preguntarse por qué o para qué están allí. El escritor Gilbert Chesterton dijo que; “al entrar en una iglesia, se nos pide que nos quitemos el sombrero, no la cabeza”.  Mantener una actitud inteligente ante la experiencia de fe es fundamental para el crecimiento espiritual y la madurez en la vida.

Cuando un cristiano va de paseo al templo, cuando ese paseo no significa nada en su día a día y parece que ni siquiera ha escuchado hablar de Dios, es cuando da pie para que los resentidos, enojados y desconocedores de la experiencia espiritual hablen hasta por los codos.

La ignorancia tiene cura

Escudriñar las escrituras es una magnífica forma para aprender los designios de Dios y ser piadosos es una actitud prudente. Pero no es lo único, porque la grandeza de Dios no se ha limitado solo a eso.  La riqueza de la iluminación divina se extiende también a miles de escritos redactados hasta hoy por sabios hombres y mujeres bendecidos por el Espíritu Santo, trayendo e interpretando nueva revelación.

Quedarse solo en la emoción del espectáculo de los cantos y las luces en los templos, y las oraciones conmovedoras que nos ayudan a llorar para desahogarnos puede que sea importante, pero no es lo principal. Pertenecer a una congregación tiene como fundamento conocer a Cristo al punto de practicar con todos los que nos rodean sus enseñanzas, sean creyentes o no. Pero debemos esforzarnos por conocerle y hacerlo por todos los medios.

Lee también: Tus jóvenes con objetivos

La juventud de hoy llena de información de fácil acceso, necesita experimentar sensaciones, pero también necesita argumentos sólidos no solo de la existencia de Dios (que se puede demostrar), sino también de las ventajas prácticas de una vida espiritual.  Quién pretenda convencerles puede recurrir a la Teología Natural (de la que hablaremos en otros artículos), a su testimonio inteligente y comprobado, o puede quedarse callado, sin nada que decir, porque a pasar de muchos años de estar en la Iglesia, solo demuestra que ha estado allí de calienta bancas.

 “Mira, el temor del Señor es la sabiduría; y huir del mal es la inteligencia.”

Job 28

No te pierdas nuestro nuevo show: Calienta Bancas

Agregue un comentario

Name and email are required. Your email address will not be published.