El rostro de Jesús en la Navidad 2016

Difícil es para el cristiano que ha salido de la burbuja comercial de esta época navideña no pensar en los cientos de miles de familias siendo asesinadas y perseguidas en Siria, en los niños asustados y hambrientos de África, en las mujeres que han sido engañadas y retenidas para la explotación sexual en todo el mundo y en los miles de hombres atrapados por la guerra.

Nuestra oración sincera no escapa a la tristeza que causa el enterarnos por los noticieros y redes sociales de la tragedia que viven tantas personas en el mundo en este momento, en el que deberíamos estar festejando el nacimiento de Nuestro Salvador. Sequir leyendo…